Seleccionar página

¡Intentaron ejecutar a un hombre en Aguascalientes y lo dejaron herido!

¡Intentaron ejecutar a un hombre en Aguascalientes y lo dejaron herido!
  • Dos sicarios lo balearon y escaparon en una motocicleta

AGUASCALIENTES, AGS.- Dos sicarios que viajaban en una motocicleta lesionaron de cierta gravedad a un hombre al que le dispararon en varias ocasiones para intentar ejecutarlo en la vía pública en la colonia Loma Bonita, al poniente de la ciudad.

Los agresores se dieron a la fuga en la “jaca de acero” y no fueron detenidos, mientras que el agredido tuvo que ser hospitalizado para recibir atención médica.

El intento de homicidio ocurrió el viernes 17 de julio, alrededor de las siete de la noche, en la calle Artículo 2, a la altura del número 314, casi esquina con Constituyentes, en la mencionada colonia.

El que estuvo a punto de ser ejecutado fue identificado como Jorge Eduardo Dueñas, de 35 años de edad, que, aparentemente, recibió dos impactos de bala.

Se encontraba en la primera calle referida cuando de pronto aparecieron los dos sicarios, que tripulaban una motocicleta en color negro.

El individuo que viajaba como copiloto, al verlo, le disparó varias veces para tratar de privarlo de la vida, por lo que algunos proyectiles hicieron blanco en el cuerpo de Jorge Eduardo, que cayó herido al piso.

Luego de atentado, el operador de la moto aceleró su marcha para escapar a toda velocidad.

Algunos vecinos de la calle escucharon una motocicleta y enseguida algunas detonaciones, por lo que dieron aviso a los servicios de emergencia.

Los primeros respondientes al reporte fueron oficiales del Destacamento Insurgentes de la Secretaría de Seguridad Pública Municipal, que al llegar encontraron a Jorge Eduardo tirado en la banqueta de la calle Artículo 2, todavía con vida.

Instantes después llegaron paramédicos de un cuerpo de rescate para brindarle los primeros auxilios, diagnosticándole, por lo menos, dos heridas producidas por proyectiles disparados por arma de fuego en diferentes partes del cuerpo.

Al determinar que sus lesiones eran de regulares a graves, lo trasladaron al Hospital Miguel Hidalgo para que recibiera atención médica.

Los policías preventivos localizaron en el arroyo vehicular de la escena del intento de ejecución alrededor de diez casquillos percutidos y una ojiva, al parecer calibre 9 milímetros, por lo que acordonaron la calle.

En el sitio, incluso, encontraron un vehículo dañado por los balazos.

Además, rastrearon la zona en busca de los dos sicarios motociclistas, pero no los localizaron.

Posteriormente arribaron agentes de la Policía de Investigación para iniciar las pesquisas del hecho así como elementos de la Dirección General de Investigación Pericial, que se encargaron del levantamiento de los indicios.

Sobre el Autor