Select Page

¡Mesero de la zona de tolerancia de Aguascalientes fue apuñalado y baleado!

¡Mesero de la zona de tolerancia de Aguascalientes fue apuñalado y baleado!

AGUASCALIENTES, AGS.- Un mesero de la zona de tolerancia “Las Violetas” se salvó de ser asesinado, ya que primero fue apuñalado por una meretriz y al ponerse a salvo, chocó su automóvil contra un taxi, cuyas tres pasajeras resultaron lesionadas, y después fue baleado por un hermano de la mujer de la vida galante, pero los proyectiles no hicieron blanco en su humanidad.

El mesero agredido dijo llamarse Nadir de Lira de la Cruz, de 33 años y con domicilio en la calle Unidad del fraccionamiento Solidaridad I, que resultó con detenciones previas por robo de vehículo, lesiones, riña y disturbios en la vía pública.

Nadir sostenía una relación con Gabriela Lechuga, que labora en un bar de la zona de tolerancia.

Dos días antes de los hechos, Nadir comenzó a trabajar en dicho lugar.

La madrugada del sábado 2 de julio, tras terminar de trabajar, ambos se dirigieron al fraccionamiento Lomas del Ajedrez, pero sostuvieron una discusión y la mujer “picó” al hombre en el antebrazo derecho.

APUÑALAN Y BALEAN A MESERO DE LA ZONA DE TOLERANCIA (9)Tras lo anterior, el mesero decidió retirarse, por lo que abordó su auto Chrysler Shadow azul, pero en el crucero de las avenidas Poliducto y Mariano Hidalgo, como iba a exceso de velocidad, chocó fuertemente por alcance al taxi 202, un Nissan Tsuru rojo, modelo 2014, operado por Javier Antonio Haro Castro, de 55 años.

El auto de alquiler fue proyectado varios metros hacia el frente y resultaron lesionadas las tres pasajeras, Claudia Elizabeth Ortega de Lara, de 56 años, y sus hijas Nancy, de 22, y María Eugenia, de 19, vecinas del fraccionamiento Villas del Ajedrez.

Luego del accidente, Nadir se dio a la fuga hacia su casa y escondió su auto en la cochera.

Mientras tanto, al lugar del percance llegaron policías preventivos y viales para tomar cartas en el asunto y paramédicos de la Cruz Roja, que auxiliaron a las tres lesionadas y las llevaron a recibir atención al Hospital 2 del Seguro Social.

En su casa, Nadir le pidió a su madre María del Socorro de la Cruz Rodríguez, de 56 años, que le curara la herida que le provocó la meretriz y luego volvió a salir de la vivienda.

La mujer vio que dentro del auto de su hijo había sangre, por lo que decidió lavarlo junto con otras dos mujeres.

Un automovilista que fue testigo del choque siguió a Nadir cuando huyó y vio dónde se escondió, por lo que avisó a los policías municipales y viales, pero cuando se presentaron en el domicilio ya lo encontraron.

APUÑALAN Y BALEAN A MESERO DE LA ZONA DE TOLERANCIA (11)Nadir se dirigió con un amigo, de 17 años y vecino de la comunidad Norias de Paso Hondo, y comenzaron a pasear en el auto de éste, un Datsun gris.

Alrededor del mediodía se estacionaron junto a un contenedor de basura sobre la calle Unidad casi esquina con Seguridad, paralela a la avenida Siglo XXI.

En determinado momento llegaron tres sujetos a bordo del taxi 3671, un Nissan Tsuru rojo, modelo 2010, uno de ellos hermano de Gabriela Lechuga, que sacó un arma de fuego y le disparó a Nadir en tres ocasiones, pero no logró impactarlo en ninguna.

Uno de los proyectiles hizo blanco en el vidrio de la puerta trasera derecha, otro en la parte superior de la misma puerta y el tercero se incrustó en la parte baja de la puerta del copiloto del Datsun, tras de lo cual se dieron a la fuga a toda velocidad.

Al tener conocimiento de lo anterior, al lugar acudieron policías municipales, estatales y ministeriales, a quienes Nadir les platicó cómo fue apuñalado por la meretriz y luego que fue baleado por un hermano de ella, aunque no dijo nada del choque contra el taxi.

Al mesero le vieron la herida del antebrazo derecho y pensaron que recibió un balazo, pero les dijo que esa fue la lesión que le provocó la mujer, por lo que al lugar acudieron paramédicos municipales para colocarle un vendaje, sin que fuera necesario llevarlo a algún hospital.

Los policías buscaron a los tres sujetos que viajaban en el taxi, pero no los localizaron, presentándose en el sitio elementos de la Dirección de Investigación Pericial, que levantaron los indicios del atentado, entre ellos un casquillo percutido calibre 22.

About The Author

Leave a reply