fbpx

Seleccionar página

¡Hombre fue diagnosticado con coronavirus y se mató de un balazo en Aguascalientes!

¡Hombre fue diagnosticado con coronavirus y se mató de un balazo en Aguascalientes!

AGUASCALIENTES, AGS.- Tras ser diagnosticado con coronavirus, un comerciante se quitó la vida tras descerrajarse un balazo en la cabeza en el interior de su domicilio en el fraccionamiento El Dorado.

El hombre aprovechó un momento en que se quedó solo en la casa mientras su esposa iba a comprar un medicamento para ponerle fin a su existencia tras ser enterado que había dado positivo a la prueba del COVID-19.

El occiso fue identificado como Carlos Gerardo “N”, de 58 años de edad, propietario de la negociación “Cremería Lucy”.

Los hechos ocurrieron la tarde del miércoles 14 de octubre en su último domicilio, en el 307 de la calle Almería del citado fraccionamiento El Dorado.

El comerciante estuvo casado con Luz María “N”.

Ese día, alrededor de las dos y media de la tarde, ella salió de su vivienda con la intención de ir a comprar un medicamento, dejando solo a su marido.

El quincuagenario atravesaba por una severa depresión emocional debido a que le habían diagnosticado COVID-19, motivo por el que decidió escapar por la puerta falsa y lo hizo tras darse un balazo en la cabeza.

Posteriormente, Luz María volvió al domicilio y al ingresar se llevó una desagradable sorpresa, ya que encontró a su esposo tirado en el piso y observó bastante sangre así como una pistola, por lo que decidió solicitar ayuda a los servicios de emergencia.

La llamada de auxilio se recibió alrededor de las tres de la tarde con cuarenta y cinco minutos, por lo que de inmediato se trasladaron a la dirección señalada oficiales del Destacamento Insurgentes de la Secretaría de Seguridad Pública Municipal.

Al llegar, se entrevistaron con Luz María, que les explicó la forma en la que había encontrado a su cónyuge.

Momentos después hicieron acto de presencia paramédicos de la Cruz Roja en la ambulancia AGS-018, que tuvieron acceso a la finca para que revisaran a Carlos Gerardo, pero cuando lo hicieron verificaron que ya no presentaba signos vitales.

En la escena se encontró un arma de fuego tipo escuadra, en color negro, así como un casquillo percutido, por lo que el lugar fue protegido y se dio parte a la Fiscalía General del Estado.

Elementos de la Dirección General de Investigación Pericial se presentaron en el domicilio para realizar las diligencias correspondientes y trasladar el cadáver al Servicio Médico Forense.

Sobre el Autor