TAG:

Seleccionar página

ALEJANDRO TELLO… Y EL GENERAL QUE NO

ALEJANDRO TELLO… Y EL GENERAL QUE NO

Por: Alfredo Valadez R./Especial para EL CIRCO

ZACATECAS, ZAC.- Por su omisión estratégica o negligencia operativa ante la ola de violencia criminal que afecta a Zacatecas, el gobernador Alejandro Tello Cristerna es el principal responsable. Su mayor culpa conocida por todos: no remover de su cargo al general retirado del ejército Froylán Carlos Cruz, titular de la Secretaría de Seguridad Pública (SSPZ). El estado de Zacatecas no había tenido tanta violencia como ahora, desde hace diez años.

Tiene nueve meses en al frente de la SSPZ, y al mando castrense proveniente de Oaxaca ya no lo quiere nadie en Zacatecas. Se le acusa fundamentalmente de ser pasivo y negligente en su cargo. Carlos Cruz no tiene una estrategia eficaz para combatir y contener a los grupos del crimen organizado que operan en la entidad. Más bien -con sus propias declaraciones-, les ha anunciado a los grupos criminales que las corporaciones de seguridad pública de Zacatecas, no los van a enfrentar. Así de grave es la situación.

Muy mal ha dejado a quien lo recomendó para ese cargo: el General Secretario Salvador Cienfuegos Zepeda, titular de la Secretaría de la Defensa Nacional. Quizá haya generales retirados del ejército en otros estados del país, realizando un buen trabajo al frente de las tareas de Seguridad Pública. Pero no es el caso de Zacatecas.

En Zacatecas ya nadie quiere al militar retirado: no lo quieren los diputados locales del PAN, PT, PRD y MORENA (los del PRI, PVEM y Panal en silencio se tragan su opinión), que en dos ocasiones han exigido su renuncia. Tampoco lo quiere un alto porcentaje de los integrantes de la Policía Estatal Preventiva (PEP), quienes ya le hicieron una protesta afuera de su corporación.

Funcionarios de la propia SSP han filtrado a distintos medios que el general Froylán Carlos Cruz es “un problema con el que el gobernador no sabe qué hacer”; “discuten fuertemente entre ellos, casi hasta llegar al insulto”; “Tello ya no lo quiere cerca de él en los eventos”. Se sabe que el militar tiene una pésima relación con Fabiola Torres, Secretaria General de Gobierno del Estado. Hasta un magistrado del Tribunal Superior de Justicia de Zacatecas, ya se pronunció por su salida.

ROSARIO DE ACUSACIONES

Apenas el pasado martes 30 de Mayo, los integrantes de la Comisión de Seguridad Pública y Justicia del Congreso local, pidieron al gobernador Alejandro Tello Cristerna por segunda ocasión durante este mes, que destituya al general Froylán Carlos Cruz. A través de la diputada Lorena Esperanza Oropeza Muñoz, presidenta de la Comisión de Seguridad Pública y Justicia, se leyó el “exhorto” al titular del poder ejecutivo estatal, “para que remueva al titular de la Secretaria de Seguridad Pública, general Froylán Carlos Cruz”.

La primera ocasión fue el día 2 de mayo, cuando el mando militar compareció ante el pleno del Congreso para justificar con sus argumentos, por qué persisten elevados niveles de violencia e inseguridad en la entidad, sobre todo en los denominados delitos de alto impacto.

El presente año ha sido el más violento en la historia de la entidad. De hecho el mes de enero de 2017, es el mes de enero con más ejecuciones durante la última década, con un total de 76, esto desde que en diciembre del año 2006 el entonces presidente Felipe de Jesús Calderón Hinojosa del PAN, le “declaró la guerra” a los cárteles del narcotráfico.

Es información difundida por el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, según la cual por sus estadísticas criminales, Zacatecas ocupa ya el tercer lugar nacional en el porcentaje de Víctimas de Homicidio Doloso -con respecto a la población total de habitantes por entidad federativa-, detrás de Colima y Veracruz.

POLICÍAS: EL GENERAL “SE ESCONDE”

La población de Zacatecas –tanto en zonas rurales como urbanas-, se ha aterrorizado con la violenta cotidianeidad: hombres ejecutados a tiros; mujeres colgadas vivas con sogas de puentes peatonales a las que enseguida les disparan con armas largas; jóvenes decapitados vivos; familias enteras “levantadas” por comandos armados. Casas o negocios rafagueados por pistoleros, de día o de noche… Y el gobierno estatal guardando silencio y ocultando (cuando puede), éstos hechos.

En Abril de 2017, integrantes de la PEP entregaron a distintos medios de comunicación una Carta Abierta, quejándose del general Froylán Carlos Cruz: “Tus elementos hemos tenido enfrentamientos contra malandros (miembros del crimen organizado), y en vez de que acudas al lugar del evento a valorar la situación, a cuidar y respaldar la integridad de los mismos, estás escondido en la base, sin querer salir”.

Nadie hizo eco de la proclama de los policías. El gobernador Alejandro Tello Cristerna, también ignoró el reclamo. Pero el 12 de Mayo, aproximadamente 150 integrantes de la (PEP), se manifestaron frente a la sede de esa corporación, al concluir su turno de trabajo, pero no impidieron que sus compañeros policías realizaran sus labores normales.

Al general Froylán Carlos Cruz, lo acusaron aún de más irregularidades: acoso laboral, negligencia operativa, retención de bonos y viáticos, así como de haber desintegrado en ocho meses de su gestión a tres “cuerpos operativos” de la PEP: a la Policía Montada, al Grupo Aeromóvil Táctico Especial (GATPE), y al Grupo de Inteligencia.

Finalmente el miércoles 17 de Mayo, en un inusual pronunciamiento, Arturo Nahle García, ex procurador de justicia de Zacatecas y actual magistrado de la Segunda Sala Penal del Tribunal Superior de Justicia de Zacatecas (TSJEZ), se sumó a la exigencia al gobernador Alejandro Tello Cristerna, para que “se revise” la continuidad o no en su cargo del general Froylán Carlos Cruz.

Durante una entrevista radial en el noticiero matutino A TIEMPO, de la estación Radio Zacatecas 97.9 de F.M. –operada por el gobierno estatal-, el magistrado Nahle García, cuestionó el hecho de que, el general brigadier retirado Froylán Carlos Cruz, desde que asumió la titularidad de Secretaría de Seguridad Pública, hace ocho meses, denunció, no ha publicado como lo ordena la legislación local, el Programa Estatal de Seguridad Pública.

Pero lo más grave dijo el magistrado Nahle García “por si fuera poco se les han disparado de una manera alarmante la violencia y los índices delictivos, y para acabarla de amolar, la semana pasada los policías estatales se manifestaron exigiendo, al igual que los diputados locales, la renuncia del secretario”.

La actual dijo el jurisconsulto, es la peor crisis por la que ha atravesado la PEP, desde su creación hace 17 años: “los policías protestando porque no hay estrategia, porque no hay mando, porque no hay apoyo, en síntesis porque no hay rumbo en materia de seguridad”, en Zacatecas. (FIN)

Sobre el Autor

Deja una respuesta